Lucha contra la privación material: Tarjetas alimentarias agroecológicas

Lucha contra la privación material: Tarjetas alimentarias agroecológicas

Todo apunta que la ayuda alimentaria se va a canalizar principalmente a través de tarjetas. El 22 de octubre Carta contra el Hambre, el Observatorio para el Derecho a la Alimentación y la Federación Regional de Asociaciones Vecinales de Madrid nos convocaron a un taller de propuestas desde la sociedad civil. Nos planteamos cómo conjugar tarjetas para superar la estigmatización de las “colas del hambre” con la conexión a sistemas alimentarios alternativos basados en condiciones de producción dignas y sostenibles, soñando con tarjetas para una alimentación agroecológica.

Resumen completo: DESCARGA

Una nueva estrategia contra la privación material

La nueva estrategia de lucha contra la privación material para los próximos años adoptada por la Unión Europea (FSE+) y cuyas “Bases comunes de aplicación” para España ya han sido aprobadas a nivel estatal (BOE del 18 de mayo del 2022). Falta, sin embargo, su concreción definitiva a nivel de las comunidades autónomas. Tienen como elemento pivotal la tarjeta de alimentación, que se entrega a los hogares con bajos ingresos (inferiores al ´límite que se establezca) con un saldo mensual para que puedan cubrir sus necesidades básicas de alimentación, aseo e higiene. Supone un cambio radical respecto al sistema actual, en el que había grandes compras centralizadas y los alimentos se entregaban a través de entidades de reparto.

En el caso de Madrid, Ignacio Ayres Janeiro, Director General de Asuntos Sociales, Consejería de Familia, Juventud y Política Social, explicó que están a la espera de que el Ministerio desarrolle el acuerdo marco. Después se centró en la Ley de Servicios Sociales de la CM, recién aprobada. Destaca que se pasará a contar con un tarjeta digital única y una historia social única y definirá claramente la cartera de servicios y las relaciones con el tercer sector.

Desde la Mesa contra la exclusión social de Tetuán, Carlos Lázaro presentó las perspectivas y demandas de los grupos activos de base: La tarjeta permite superar la estigmatización que acompaña a las “colas del hambre”, pero hay un problema de embudo burocrático para el acceso y renovación de dichas tarjetas en los centros de Servicios Sociales ya que se encuentran colapsados. Piden ampliar el personal de los Servicios Sociales y también la cooperación con las entidades de reparto a nivel municipal o de distrito , mediante una “Hoja de derivación” a los Servicios sociales, tal como se diseñó para la TAT en la Mesa contra la Exclusión de
Tetuán. Para terminar, recordaron que la participación activa de las personas receptoras y las entidades colaboradoras es “preceptiva”.

Las propuestas desde la “sociedad civil”

Pasamos a trabajar en grupos las propuestas que se tradujeron en tres ideas fundamentales:

Tarjetas. Superar en el enfoque de tarjetas para “gestionar la pobreza”

Pensamos que funcionar con tarjetas es una oportunidad si conseguimos salirnos de los circuitos de la gran distribución y la gran industria alimentaria. Queremos:

● que se fomente el comercio de barrio y se incluyan otros espacios de compra, como supermercados cooperativos, economatos, cooperativas y también que se pueda considerar los grupos de consumo que integren grupos de receptoras/es.

● que se primen los espacios de participación, compra en colectivo y con mecanismos de aprovechamiento máximo de los alimentos

● que se considere a las entidades de reparto como colaboradoras

En definitiva, abrir posibilidades más allá de las grandes superficies y del recurso a soluciones individuales, entendiendo que las respuestas desde modelos cooperativos (por ej. integrados en grupos de consumo o supermercados cooperativos) facilita establecer redes, el desarrollo personal, conocer otros ámbitos y gentes. Con ello se aumentan las posibilidades de empleo por diversificación de contactos y puede contribuir a “salir del bucle de la pobreza”.

Tarjetas para alimentos saludables

Queremos que se considere la compra de alimentos proteicos de origen animal (carne, pescado y huevos) y basada en el comercio local, de proximidad. Así se da respuesta a varias necesidades e intereses:
● En el modelo actual hay una falta de proteína saludable y fresca en las ofertas alimentarias de bancos de alimentos y otras entidades.
● Es necesario un cambio en el tipo de alimentos ofertados, reduciendo albóndigas enlatadas, salchichas en lata, magro de cerdo (inadecuado para la comunidad musulmana) y aumentar carne fresca, pescado freso, huevos, legumbre…

Herramientas para la ayuda alimentaria

Queremos disponer de espacios de cultura alimentaria, donde tejer redes comunitarias que facilitan las soluciones colaborativas vecinales. También necesitamos mecanismos de coordinación y contar con espacios de encuentro, ayuda. Pensamos un proceso que:

● En el que haya espacios en el barrio dotados de maquinaria y cocinas, donde ejercer la participación colectiva.
● Procesos de acompañamiento para coordinación y formación, que considere la salud mental y el bienestar emocional.
● Reconocimiento de los talentos para enriquecimiento.
● Métodos creativos para formar grupos y un espacio agradable y bello.
● Hacer mucha pedagogía en que la alimentación es un DERECHO.

Queda mucho trabajo por delante y el taller nos permitió constatar que hay muchas maneras diferentes de entender las emergencias alimentarias y cómo responder ante necesidades inaplazables. Lo que seamos capaces de conseguir dependerá de nuestras habilidades para dialogar, escuchar y crear alternativas diversas que sepan conjugar respuestas a la urgencia con el afianzamiento de modelos de economía social. Desde Madrid Agroecológico tenemos ganas de intentarlo.

Operación Pisto: conservas sin desperdicio

Operación Pisto: conservas sin desperdicio

¿Podemos enfrentar el sinsentido del sistema alimentario global en el que conviven derroche y sobreexplotación con hambre y sostenibilidad alimentaria? Madrid Agroecológico y las despensas solidarias lo estamos intentando, a través de la autogestión de respuestas cooperativas que apoyan proyectos agroecológicos precarios, rescatan verduras, las conservan y reparten, para comerlas en invierno.

Aprender a embotar

¿Dónde van las verduras cuando en verano los urbanitas de grupos alternativos de consumo escapan de la ciudad? Llevábamos tiempo pensando en cómo aprovecharlas, por respeto al trabajo de nuestrxs compañerxs agricultorxs y por respeto a la tierra que nos sustenta. Las reflexiones se cruzaron con las que nos urgían a poner la soberanía alimentaria al alcance de las personas en situación más precaria, las que tienen que recurrir a las despensas para hacerse con alimentos.

Que el reto sea enorme, no nos asusta. Vamos dando forma al trabajo colectivo para conectar agroecología y despensas solidarias: rescatando verduras y preparando conservas con hortalizas. Pensamos en cómo organizar talleres de embotado para disfrutar en invierno del sol y las verduras de la huerta de verano. Seguir leyendo

Despensas solidarias y agroecología : embotar para generar nuevas lógicas

Frente a la emergencia alimentaria, desde Madrid Agroecológico trabajamos con varias despensas solidarias madrileñas, reflexionando sobre los vínculos entre solidaridad alimentaria y agroecología

Después de una sesión de autoformación y varias reuniones de trabajo, nos marcamos como objetivo montar un proyecto de elaboración de conservas, para el autoconsumo de las despensas. Permitirá aprovechar los excedentes del verano. Concebido a escala muy local, en distintos barrios madrileños, en Latina, Puente de Vallecas, Tetuán y Usera , vemos este proyecto como oportunidad de experimentar un proyecto de soberanía alimentaria y salir del modelo asistencial de ayuda alimentaria. 

Huerto urbano de la RSP Latina Carabanchel

Abrimos un ciclo de formación en mayo 

Nuestro primer paso es abrir un ciclo de formación, de tres módulos con las despensas solidarias, con el objetivo de aprender lo necesario para embotar y mejorar su nutrición. 

Seguir leyendo

Agroecología y solidaridad: nuevas lógicas ante la emergencia alimentaria

Desde Madrid Agroecológico estamos explorando posibilidades de conectar las despensas solidarias con proyectos agroecológicos. Creemos que la respuesta a la emergencia alimentaria y la “ayuda” alimentaria  no debería basarse en aportar alimentos que se compran en las grandes superficies, que son parte del mismo modelo productivo y de consumo que genera exclusión.

Buscando experiencias emancipadoras de las que aprender, el lunes 23 disfrutamos una sesión de autoformación con compañeras de Alterbanc, la Yumba Cooperativa y la Villana de Vallekas. Nos dieron algunas claves sobre las que seguir trabajando:

Seguir leyendo

Aprendiendo a enlazar despensas solidarias y proyectos agroecológicos

Aprendiendo a enlazar despensas solidarias y proyectos agroecológicos

En mayo abrimos un proceso para conectar agroecología y despensas solidarias. Sabemos que la transición agroecológica pasa entre otras cosas, por transformar los modelos de protección y “que contribuyan a la soberanía alimentaria en lugar de reforzar el sistema alimentario global que agudiza la desigualdad y las dependencias. Ahora nos regalamos una jornada de autoformación abierta, para conocer cómo están funcionando varias iniciativas solidarias frente a la emergencia alimentaria y tener más herramientas para replicarlas con colectivos locales por los territorios.

Será el LUNES 23 de NOVIEMBRE, de 17 a 19 horas, por videoconferencia. Abierta a todas las personas interesadas, previa inscripción en: https://forms.gle/D6kSuANCAyD8GAir8

Alterbanc, Barcelona

Alterbanc es un nuevo modelo de Banco de Alimentos, que nace a raíz de la COVID-19 y constituye una alianza entre las redes de apoyo vecinal y el campesinado agroecológico. Con el sopoerte de Ecocentral, se creó una red entre habitantes de los barrios Congrés-Indians y Nou Barris, en Barcelona, y pueblos de Catalunya para entregar canastas con productos orgánicos a familias afectadas por la crisis económica causada por la pandemia. Uno de sus impulsores, Fernando «Topo» Saz, President d’Ecologistes en Acció de Catalunya nos explicará en detalle el funcionamiento.   

Seguir leyendo

Respuestas a la emergencia alimentaria: agroecología para cambiar un futuro incierto

El Hambre ya estaba ahí

La crisis ha puesto al descubierto la fragilidad de nuestro modelo de desarrollo y ha sacado a la luz que algo tan esencial como una comida adecuada no está al alcance de todo el mundo. Ya en marzo, al comenzar el confinamiento, se pusieron de manifiesto alguna situaciones críticas en el estado de alarma: menores con beca comedor que al cerrar los colegios quedaban sin esa SU comida diaria caliente y nutritiva, los bancos de alimentos en situación complicada porque sus volutanrixs son sobre todo personas mayores que de pronto no podían salir de casa, inmigrantes sin papeles y sin ingresos sin poder realizar actividad alguna, o mayores sin atención, aisladxs en sus hogares. 

El COVID19 no ha hecho sino agudizar los problemas de quienes ya estaban mal y ha alcanzado a nuevos grupos sociales. Las estimaciones del Banco de Alimentos apuntan a que estimó que han aumentado al menos un 30% las peticiones de demanda de ayuda

Seguir leyendo

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com